Follow by Email

Translate

martes, 20 de febrero de 2018

Capitulo 1 de un algo sin nada:

Se vio buscando un lugar donde refugiar todo aquel equipaje de sentimientos y,a decir verdad, a ella también.
Necesitaba un sitio donde esperar a que la tormenta pasara. Uno donde poder arreglarse sin distracciones.
Quería curarse sola. Sabía que podía. Tenía que poder. Y aquellos brazos eran el lugar perfecto para hacerlo. 
Opositora directa y embajadora (todo a un mismo tiempo) de las escusas, se preguntaba si aquello sería una artimaña más de su cabeza para no enfrentarse a la realidad. Cerro los ojos con fuerza y sacudió la cabeza, en un intento por parar todo aquel asalto de preguntas incongruentes.
No tenía sentido. O no lo suficiente al menos.
Era la primera vez que podía ver con objetividad su propia subjetividad. Capacitada para saber con toda seguridad que aquello sería una estancia corta. Que duraría lo que la tormenta en amainar.
Entonces... por qué querían las dudas secuestrar su mente con preguntas de aquel calibre? por qué tanto miedo? ...

... Y un beso en el pelo, como escalofrío que recorre toda la espalda, la trajo de nuevo a la realidad. Con un sabor de fondo a ternura; con un "quedate un ratito más". Un algo digno de vicio.

La palabra era  < calma >. Así creía ella poder definirlo a él. Algo que le enseñaba a pecar con gusto; sin remordimientos.
Sin duda el refugio perfecto para esconderse. No solo de la lluvia. A veces, incluso de todo y todos. Sus heridas ya no dolían allí dentro. Entre esos dos brazos sus preocupaciones dejaban de existir. Y sus ojos volvían a recuperar el azul que un día tuvieron.


-Waisy-

No hay comentarios:

Publicar un comentario